lunes, 4 de abril de 2011

El nuevo Fiscal Jefe de Almería pide más funcionarios para la Fiscalía

Antonio Pérez Gallegos, ejerce como fiscal desde el 28 de abril de 1991; durante los últimos años como delegado de Siniestralidad Laboral en la Fiscalía Provincial de Almería. El pasado viernes, el Consejo Ministro lo nombró Fiscal Jefe de este mismo órgano, a propuesta del Consejo Fiscal y el Fiscal General del Estado, Cándido Conde-Pumpido, al quedar vacante este cargo por la jubilación de Juan Bautista Parra Llonch. Pérez Gallegos llega con un reto fundamental: “Facilitar el funcionamiento de la administración de Justicia, tanto de la Fiscalía como de los Tribunales”. 

Pérez Gallegos indica sin embargo que existen varios problemas que se tratarán con la administración competente. El primero de ellos es el de las bajas cubiertas por fiscales sustitutos, que ‘condicionan la actuación’ de la Fiscalía Provincial. Al parecer, ésta cuestión podría resolverse antes de verano, con la convocatoria de un concurso que permita la incorporación de nuevos titulares que libren a este organismo de la ‘provisionalidad en la que nos encontramos ahora’.

El segundo ‘gran déficit, que perdura en el tiempo y no el transitorio como el anterior’, es el de los funcionarios adscritos a la Fiscalía Provincial, una plantilla ‘exigua’ que no ha aumentado en años. ‘Su incremento será una de las demandas que haga desde el primer momento, porque la plantilla actual es equivalente tan sólo a dos Juzgados’.

Como mínimo, sería necesaria la incorporación de otros cuatro funcionarios, porque ‘sí que se han creado bastantes plazas de fiscales, así como Juzgados en toda la provincia; sin que la Fiscalía haya sido dotada comparativamente en los mismos términos’.

Esto no significa que no se precise de más fiscales. ‘Las estadísticas son demoledoras, tenemos un porcentaje de asuntos por fiscal superior a la media de Andalucía y España’.

Este número de asuntos atendidos no significa que haya crecido la criminalidad en términos generales en Almería, al menos no necesariamente. Pérez Gallegos afirma que donde más se nota esta subida es los asuntos complejos, por la especialización de los fiscales en distintos campos (Medio Ambiente, drogas, Siniestralidad Laboral, etc.).

Pérez Gallegos dice que esta especialización ha permitido que la gente denuncie en mayor medida y que la Fiscalía promueva más casos que en su día.

Por último, el Fiscal Jefe ha señalado que en el último decenio se ha dado una relación directa entre la creación de la Delegación de Siniestralidad Laboral y en número de causas penales atendidas, que en los últimos años se ha visto reducida.

Este descenso se debe a varios motivos, incluida la crisis económica y financiera por la que pasa medio planeta, pero también porque ‘se nota la incidencia de la administración, los sindicatos y los empresarios en materia de prevención, con una concienciación evidentemente por parte de estos’.

0 comentarios: