jueves, 14 de abril de 2011

Los jueces de Cáceres piden la supresión de la NOJ

Hace un mes tres sindicatos (CC.OO., CSI-F y UGT) criticaron la nueva Oficina Judicial, que se implantó en Cáceres el 9 de febrero, llegando Comisiones a asegurar que era un desastre, «de proporciones casi bíblicas». Ahora son los jueces de Cáceres los que han expresado su opinión.

La Junta General de Jueces ha acordado, por unanimidad, «interesar del Ministerio de Justicia la inmediata supresión de la nueva Oficina Judicial con vuelta al sistema anterior». El acuerdo explica que esa petición la hacen vistos los defectos estructurales de la nueva Oficina, y la gravedad de los perjuicios que su implantación está causando a la buena marcha del servicio público, «perjuicios de cuya dimensión humana y económica se acreditan día a día y sin visos de solución».

En caso de que no se atienda su petición, 11 de los 12 jueces señalan que deben suprimir el servicio común de ordenamiento de procedimiento (SCOP) y el servicio común de ejecución penal. El juez decano de Cáceres, Joaquín González Casso comenta de estos dos servicios comunes que, «han hecho que aumenten mucho las tareas burocráticas». Insiste en que el sistema no funciona bien a pesar de los esfuerzos de los funcionarios, «que se están dejando la piel en la Oficina Judicial; los que están en los servicios comunes le están dedicando muchísimas horas a esto. Hay gente que viene por la tarde, que hacen horas extraordinarias sin que se las paguen. Hay un coste de salud importante. Hubo un momento en que el 25% de la plantilla de los servicios comunes estaba de baja por estrés, por depresión.».

0 comentarios: